Connect with us

Noticias

El auge del diseño Made in Barcelona

El próximo 20 de mayo se cumplen 90 años de la inauguración de la Exposición Internacional de Barcelona​ de 1929, uno de los eventos que situaron a la Ciudad Condal en el panorama internacional junto con la Exposición Universal de 1888 y, por supuesto, los Juegos Olímpicos de 1992. Además de atraer a visitantes de todo el mundo, estas citas tienen en común la herencia que dejaron en el ámbito de la arquitectura y el diseño: desde el Arco del Triunfo construido como puerta de entrada a la Exposición Universal, al pabellón Mies van der Rohe que acogió a la representación alemana en la Exposición Internacional, o los iconos de la Barcelona olímpica como la Gamba de Mariscal.

En el último siglo, Barcelona ha hecho del diseño una de sus señas de identidad y ha ofrecido al planeta varias invenciones conocidas en todo el mundo, ya sea el genial Chupa-Chups o las coloridas prendas de la marca Desigual. Incluso existe una interesante Ruta del Diseño BCN que permite descubrir numerosas creaciones Made in Barcelona en ámbitos como la industria, la cerámica o el textil. La capital catalana también cuenta con un Museo del Diseño y excelentes escuelas de diseño.

Sin embargo, el diseño no es solo otro atractivo turístico o educativo de Barcelona: en los últimos años, el diseño industrial se ha convertido en un motor de innovación y progreso económico para toda el área metropolitana. Encontramos ejemplos de esta apuesta por el diseño Made in Barcelona en prácticamente todos los ámbitos de actividad imaginables.

Por ejemplo, el nuevo SEAT el-Born, el primer coche 100% eléctrico de la filial española de Volkswagen que se ha desarrollado en Barcelona; las zapatillas deportivas Munich, que ofrecen 333 millones de opciones de personalización y ya se venden en 40 países; las sillas de diseño de la firma Bonamusa, presentes desde la Casa Blanca hasta el Kremlin; o Heura, la proteína vegetal desarrollada en Barcelona que sustituye a la carne en todo tipo de recetas.

Otro producto innovador Made in Barcelona que está triunfando en distintos rincones del mundo es TAPP Water. Se trata de una gama de filtros para el agua que está permitiendo a miles de personas beber desde su grifo disfrutando de un agua de calidad y buen sabor. La historia del diseño de este producto es bastante curiosa: sus creadores son un sueco y un alemán, que se establecieron en Barcelona y se dieron cuenta de que una parte importante de la población no bebía el agua del grifo, como sí era el caso en sus países de origen.

Tras analizar las diferentes soluciones disponibles en el mercado, llegaron a la conclusión de que los filtros tradicionales no satisfacían las necesidades de muchos consumidores. De modo que fundaron TAPP Water y, después de analizar más de 40 tecnologías diferentes, en 2016 lanzaron TAPP 1, su primer producto. Con los aprendizajes de esta experiencia, en 2018 sacaron al mercado TAPP 2, un producto 100% diseñado en Barcelona en conjunto con el estudio MOS (More On Simplicity) que cumple con los requisitos de todo buen diseño: es innovador, práctico, estético, fácil de usar y duradero. Además, esta segunda gama incorpora los primeros cartuchos biodegradables del sector, un chip Bluetooth que se conecta con una app móvil para informar al usuario sobre el estado del cartucho, cuándo debe cambiarlo y el impacto medioambiental positivo logrado por cada usuario. Miles de consumidores de Europa y América del Norte ya disfrutan de este invento en su día a día.

Aunque en TAPP Water no nos conformamos con eso: también quisimos innovar en la forma de llevar esta tecnología hasta el consumidor. En lugar de simplemente vender los filtros y recambios en tiendas o por Internet, creamos un sistema de suscripción que permite a nuestros clientes disfrutar de agua filtrada durante todo el año, para no tener que preocuparse por nada. El precio de la suscripción incluye todo lo necesario: enviamos los recambios que necesitan, reponemos el filtro si deja de funcionar y notificamos cuando se ha acabado la vida útil del cartucho.

Como nos gusta decir, en TAPP Water hacemos diseño sueco con ingeniería alemana, desarrollado en Barcelona para ayudar a personas de todo el mundo a ahorrar, ganar en comodidad y proteger el medioambiente. ¿No es extraordinario cuando todas las piezas encajan?

Click para comentar

Dejar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Más Noticias

Este sitio web utiliza cookies PHP para mantener la sesión del navegador y cookies de terceros (Google Analytics) para realizar tareas de analítica de visitas. Al continuar con tu navegación entendemos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR

Aviso de cookies